El gobernador regional Reynaldo Hilbck Guzmán indicó que el Proyecto Alto Piura tiene todas las garantías porque tiene un buen contrato para el Estado, un expediente técnico y el financiamiento, además que se realizó una licitación importante que está en marcha.

Con respecto a la paralización de la obra, el mandatario regional indicó que el Consorcio Obrainsa Astaldi tiene dificultades en dos puntos concretos: en el tema social, donde unos ronderos el 14 de julio han castigado a algunos trabajadores siendo tema sensible para la empresa internacional, por las amenazas. Y el otro punto es por problemas financieros por parte de la empresa Obrainsa, debido a los casos de Lava Jato y del Club de la Construcción, que han llevado a que la empresa pierda financiamiento, siendo un problema interno que tiene que resolver el Consorcio.

Hilbck indicó que como Gobierno Regional realizarán las gestiones necesarias para que el proyecto continúe: “Hay una ley de contrataciones que nos marca el actuar, dice que si hay una paralización, el Consorcio tiene 15 días para retomar el trabajo o sino se resolverá el contrato”. En tal sentido, el gobernador manifestó que van a trabajar para que el proyecto siga, mediante una intervención económica directa, por parte del Gobierno Regional, esto quiere decir que se abrirá una cuenta mancomunada para que se deposite el dinero y con administración del GORE se pueda pagar a los proveedores y el avance de la obra.

Por otro lado, Hilbck indicó que los adelantos que se hicieron al Consorcio tienen garantía y cartas fianza, “Si se llegara a resolver el contrato, tenemos cartas fianza y no perderíamos ningún sol, pero lo que queremos es que continúe la obra”.